Somos Jujuy
El diario digital jujeño más actualizado.

A un año del derrumbe en el que fallecieron tres operarios, ¿cómo sigue la causa?

Este jueves se cumple un año del trágico siniestro en una obra hídrica del barrio 23 de Agosto.

El 12 de septiembre del 2018, Jujuy se vio sacudida por una triste y conmocionante noticia: tres operarios perdieron la vida tras un derrumbe ocurrido en la obra hídrica en la que trabajaban, en el barrio 23 de Agosto.

A un año del trágico suceso, la causa judicial por el siniestro tiene cinco personas imputadas, indicó Osvaldo González, abogado de la familia de Ariel Martínez, uno de los jujeños que falleció en la obra que llevaba adelante una empresa que había ganado una licitación nacional.

El letrado informó que también se emitió la elevación a juicio de la causa, que fue apelada por las defensas de los acusados, por lo que una vez que se resuelva la aceptación o rechazo de las apelaciones «seguramente fijarán la fecha para el juicio oral».

En cuanto a la situación procesal de los imputados, González sostuvo que «hay distintos grados de responsabilidad», y en ese sentido afirmó: «entendemos que las personas que estuvieron directamente vinculadas en la decisión de la obra son las que están más «pegadas»».

Al respecto de los puntos que podrían haber llevado al incidente, el profesional explicó que «no habían realizado las técnicas de obra referidas al sistema de talud por ejemplo, que hubiese permitido en un socavón de ese tipo que no hubiese un derrumbe. Se cavó un pozo, se tiró un morro de arena al costado y eso es lo que potenció luego, cuando cedieron las paredes, que ese morro de arena cayera sobre los operarios, eso fue una grave irregularidad».

El letrado ponderó la actuación de la Justicia en el caso. «Creemos que la Fiscalía ha actuado con mucha celeridad y se han producido muchas testimoniales donde acreditan cómo la empresa quería poner en primer lugar la velocidad, porque la velocidad en la obra lo que logra es economizar», finalizó.

También te puede interesar: Trágico final por el derrumbe de la obra en construcción

LOS HECHOS

El miércoles 12 de septiembre de 2018 se produjo un derrumbe en el barrio 23 de Agosto en una obra hídrica, episodio que dejó como saldo tres operarios muertos.

Todo comenzó alrededor de las 15, cuando se produjo el desmoronamiento de tierra en un acueducto en que trabajaban operarios de la empresa Rovella Carranza. Por el hecho quedaron atrapados cinco obreros, de los cuales dos pudieron ser rescatados con vida pero lamentablemente los otros tres quedaron sepultados en una zanja de aproximadamente 6 metros de profundidad.

Inmediatamente se montó un importante operativo de rescate en el que asistió personal de Policía de la Provincia, Same, Bomberos y del Ejército.

Las tareas de rescate se realizaron manualmente porque existía peligro de derrumbe, y los responsables del operativo descartaron utilizar maquinaria pesada. Así, alrededor de 50 personas formaron una cadena durante varias horas en la que se pasaban baldes con tierra que era extraída del lugar.

Mientras transcurría el tiempo, empezaron a llegar al sector los familiares de los operarios que junto a la prensa esperaba noticias que confirmen el hallazgo y el estado de salud de los atrapados. La angustia se apoderó de los jujeños que durante más de cinco horas seguían expectantes el desenvolvimiento de la situación.

Pasadas las 20 horas del miércoles fatídico, el fiscal Alejandro Bossatti se acercó al vallado policial y confirmó el peor final. Ariel Martínez y Rafael Balderrama, fueron hallados sin vida, mientras que el jueves 13, en horas de la mañana, se encontró el cuerpo de Gastón Ponce, el tercer obrero que era intensamente buscado.

Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada
También podría gustarte
Comentarios
Loading...