Somos Jujuy
El diario digital jujeño más actualizado.

Nació Karut, el nuevo cóndor andino que se suma a la familia del Ecoparque de Buenos Aires

Su nombre en tehuelche significa “Trueno”. Mirá el conmovedor video.

Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada
1

Se agrandó la familia en el Ecoparque porteño. Después de 22 años, nació un cóndor en el predio del barrio de Palermo, en el marco del Programa de Conservación Cóndor Andino (PCCA).

El pichón “llegó al mundo” el último 16 de noviembre a la medianoche y fue bautizado Karut, que en lengua Tehuelche o Gunun a Kunna, significa Trueno. Se eligió este nombre en honor a los pueblos originarios que durante miles de años han honrado y honran a esta emblemática especie.

El nacimiento se dio en el Centro de Incubación Artificial y Cría en Aislamiento Humano del Ecoparque Buenos Aires, que funciona desde 1993.

Durante los 59 días previos, miembros del PCCA, se turnaron para brindar cuidado intensivo al huevo de cóndor. Cuando el pichón comenzó a romper su cascara, se demoró tres días para la eclosión completa, período en el que se reforzaron las guardias día y noche.

Con 207 gramos de peso, el bebé cóndor presentó un excelente estado. Consumió rápidamente los primeros dos gramos de alimento que se le brindaron y está siendo criado, en aislamiento humano, utilizando títeres de látex que representan a sus padres, para poder ser liberado en su ambiente natural.

Los padres de Karut son Sagta (macho), el cual tiene un problema en sus ojos y Eluney (hembra), que presenta problemas en sus alas. Ellos no pueden ser liberados pero sus crías, integradas a este plan integral de conservación, podrán hacerlo. Ambos provienen de acciones de rescate en las provincias de Salta y San Luis.

CÓMO ES EL PROCESO 

El cóndor tiene una muy baja tasa reproductiva, necesitan más de 10 años para alcanzar la madurez sexual y, cada pareja, solo es capaz de criar un solo pichón, cada dos o tres años. Sin embargo, en cautiverio, es posible aumentar su capacidad reproductiva, retirando el primer huevo de la temporada y dejando el segundo al cuidado de sus padres.

Los huevos retirados todos de cautiverio (reservas e instituciones zoológicas que forman parte del PCCA) son incubados artificialmente en el Ecoparque de Buenos Aires.

Todos los pichones nacidos en el marco del programa son criados en aislamiento humano a través del uso de títeres de látex que representan a sus padres.

Pasados dos meses, los pichones son socializados junto a ejemplares silvestres, siempre manteniendo el aislamiento. Ellos permanecerán en estas condiciones hasta completar su plumaje juvenil, pardo ocráceo, lo cual logran a partir de los seis meses de edad. A partir de ese momento estarán listos para ser incluidos en programas de liberación en todo Sudamérica.

Hasta el día de la fecha, el PCCA incubó y crió en aislamiento humano 66 pichones de cóndor. Incluyendo los rescates, se logró reintroducir 176 cóndores en Sudamérica, incluso en la costa atlántica de Patagonia donde la especie había estado extinta por más de 100 años.

 

Me gusta
Me gusta Me encanta Me divierte Me asombra Me entristece Me enfada
1
También podría gustarte
Comentarios
Loading...