Nacionales
FEMICIDIO

Inicia la etapa final del juicio por la muerte de Lucía Pérez

Fueron ocho jornadas en las que el tribunal marplatense escuchó a 29 testigos. Matías Farías y Juan Pablo Offidani llegaron imputados por el abuso sexual y la posterior muerte de la adolesente de 16 años

lucia perez
lucia perez

Somos Jujuy por Somos Jujuy | 28-02-2023

Después de seis años y cinco meses de la muerte de Lucía Pérez, este martes concluirá el segundo debate oral contra los acusados del presunto crimen, ocurrido en octubre de 2016. Desde las 9, en el sexto piso de los Tribunales de Mar del Plata, las defensas de Matías Farías (29) y Juan Pablo Offidani (47) expondrán sus alegatos y luego los acusados tendrán la oportunidad de decir sus “últimas palabras” antes del veredicto, que aún no tiene fecha.

Juan Pablo Offidani (izquierda) y Matías Farías, los acusados por la muerte de Lucía Pérez, podrán decir este martes sus "últimas palabras" (Christian Heit)

La defensora oficial María Laura Solari, en representación de Farías, y César Sivo, como abogado de Offidani, buscarán con sus respectivos alegatos convencer a los jueces del Tribunal Oral en lo Criminal N°2 de Mar del Plata de la inexistencia del delito y pedirán la absolución de ambos acusados, actualmente detenidos, uno en Batán y el otro en Florencio Varela. Los dos, además, fueron condenados a ocho años de encierro por el delito de comercialización de estupefacientes, dado que le vendieron marihuana a Pérez el 7 de octubre de 2016, un día antes del hecho fatal.

Solari probablemente apunte su alegato a exhortar al tribunal a que “decida en base a la prueba”. En su despacho creen que este juicio, que llega a su fin, fue “exactamente igual” al anterior, que valió un inicio de juicio político para los magistrados del Tribunal Oral en lo Criminal N°1 marplatense por dictar la absolución para los dos.

Según fuentes cercanas al equipo de trabajo de la defensa, Solari considera que cuando en 2020 la Cámara de Casación bonaerense anuló el veredicto fue por la “semántica del fallo”.

Desde la perspectiva de la defensora oficial de Farías, el hecho de que Casación no haya cambiado la sentencia es un indicio de que “no hay nada que acredite que se produjo un delito”.

En su alegato es probable que Solari remarque lo que considera falta de pruebas para probar la responsabilidad de Farías. Y es de esperar que centralice su discurso en las conclusiones de la Junta Médica de la Corte Suprema bonaerense sobre el cadáver de Lucía: que Lucía murió como consecuencia “altamente probable” una asfixia tóxica por el consumo excesivo de esa droga.

Matías Farías está acusado del delito de “abuso sexual con acceso carnal agravado por la muerte, por el suministro de estupefacientes y en el contexto de violencia de género en concurso con femicidio”. Para el fiscal Arévalo, Offidani fue partícipe secundario del crimen. Para el primero, el representante del Ministerio Público pidió prisión perpetua y para su “compadre”, 20 años de cárcel.

Lucía Pérez tenía 16 años

Sivo, en su rol de defensor de Offidani, seguirá la línea de Solari y pedirá la absolución nuevamente del hombre de 47 años, actualmente privado de su libertad en la Unidad Penal 44 de Batán.

El abogado, que formaba parte de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH) hasta que asumió este trabajo y fue desplazado, expondrá que, desde su punto de vista, en el juicio quedó acreditado que Offidani está imputado en una causa “por querer ayudar”.

Según la hipótesis planteada por la defensa, el imputado no colaboró para matar a Lucía ni abusó de ella y simplemente intentó socorrer a una persona descompensada. Para Sivo, en el juicio quedó claro que Offidani no tuvo nada que ver porque fue mencionado en pocos momentos durante el debate.

Lo que se sabe de la muerte de Lucía es que la adolescente se descompensó y perdió el conocimiento en la casa precaria que habitaba Farías, en el barrio Alfar, durante el mediodía del sábado 8 de octubre de 2016. Que Offidani llegó en su camioneta ante el llamado de su amigo y que junto a Alejandro Maciel (fallecido en 2020) llevaron a la víctima a la Unidad Sanitaria del barrio.

Varios testigos dijeron que, una vez que el médico Pablo De la Colina, que estaba en la guardia del centro de atención, declaró la muerte de Lucía y llegó un patrullero de la Policía Bonaerense, Offidani salió apresurado del lugar y sólo permaneció allí Farías, quien colaboró con los agentes y los acompañó a buscar a una amiga, Belén, para que los condujera a sus padres, y luego a su casa, la escena del presunto crimen, para darles sus pertenencias.

La versión del acusado es que salió raudo porque necesitaba comprarle un medicamento a su esposa y que, de hecho, estaba en camino hacia una farmacia cuando recibió el llamado de Farías. Su abogado probablemente intente discutir el rol de “partícipe secundario” asegurando que para eso, Offidani tenía que saber que se había cometido un delito en la casa.

Las abogadas de la familia Pérez Montero fueron por más: para ellas el hombre es partícipe necesario del crimen, es decir, que sin su colaboración no podría haberse llegado a la muerte de Lucía. Por eso pidieron que también sea castigado con pena de reclusión perpetua.

Fuente: Infobae

Temas relacionados