Nacionales
TESTIMONIO

Juan Guarino complicó a los rugbiers: "Imaginé que iban a pelearse de vuelta y no lo podía creer"

En la audiencia, el rugbier sobreseído le pidió al fiscal no ver más las imágenes del ataque a Fernando. "Yo había hablado con mi mamá y mi novia que si volvía a pasar yo me iba a volver de la vacaciones, por eso digo que no lo podía creer", declaró.

Juan Guarino, amigo de los imputados
Juan Guarino, amigo de los imputados El Diario AR

Somos Jujuy por Somos Jujuy | 16-01-2023

El juicio por el crimen de Fernando Báez Sosa entra en su etapa final. Después de diez audiencias y 74 testigos, la tercera semana del debate comenzó con las declaraciones de los dos jóvenes que fueron sobreseídos en la causa, y las madres de dos de los ocho imputados. Además, estaba prevista la palabra de tres amigos de los rugbiers, con los que intercambiaron mensajes y audios de WhatsApp después del crimen.

Comienza la declaración de Juan Pedro Guarino:

El joven que acompañaba en el viaje a Villa Gesell a los acusados y que pasó tres semanas preso por el hecho comenzó su exposición.

Burlando es el primero en interrogarlo. Su pregunta inicial apunta a sus recuerdos del 18 de enero de 2020, el día del crimen:

"Que yo me acuerde, nos levantamos tarde porque el dia anterior habíamos salido y habia mucha gente en Le Brique, por lo que no pudimos salir. Igual nos acostamos tarde, así que nos levantamos tarde y fuimos a la playa. De ahí volvimos a la casa, nos cambiamos, nos bañamos, nos preparamos y yo he hablado con una compañera de colegio, que hacían una previa. Entonces los invité a los chicos", dijo.

"Fuimos a esa previa, ya habíamos comprado las entradas para Le Brique. Ellas iban a ir a Pueblo Límite que me habían invitado pero como tenía la entrada fuimos a Le Brique. Estaba igual que la noche anterior: muy lleno de gente. Me acuerdo que yo esperé a entrar y como no lo veia posible dije: "Me voy", hasta que pudimos entrar por alguna puerta. Despues fue normal la noche, no me acuerdo cuánto estuvimos hasta que yo estaba parado en las escaleras de la pista de abajo".

Luego, continuó: "Veo que cerca mío, en la barra, están Maximo Thomsen y Matías Benicelli discutiendo con uno dos chicos. Después me entero que fue porque les habían tirado un vaso, no sé. Después de eso hay una avalancha de gente, me caigo a la pista y se hace una ronda gigante y veo como estan sacado a a Máximo y a los otros del boliche. Ahí pensé: "No me voy a quedar solo, a mi nadie me saca" y me voy".

Guarino habla sobre la costumbre de los rugbiers de pelearse en boliches y la vergüenza que le provocaba:

"Salgo y veo a mi izquierda que Luciano Pertossi se estaba peleando con otro chico. Él cruza y voy a ver cómo estaba él. Me acuerdo que en una parrilla en diagonal, con unos bancos lo siento, y le pregunto como estaba. En eso viene Ciro Pertossi y luego escucho gritos a mi derecha, Luciano y Ciro se levantan y se van. Yo imaginé que iban a pelearse de vuelta y no lo podía creer. Por lo que yo miro, veo a todos los otros los perdí y veo a Máximo Thomsen y a un chico tirado en el piso que después me entero de quien era. Me lo entero al otro día y cuando vi eso no lo podía creer me enojé muchísimo y me fui".

Luego, explicó por qué se fue: "Habíamos ido de vacaciones a pasarla bien, ellos ya se habían peleado otras veces. Yo había hablado con mi mamá y mi novia que si volvía a pasar yo me iba a volver de la vacaciones, por eso digo que no lo podía creer".

Sobre otras agresiones protagonizadas por los acusados, dijo "no tenían nada de diferente, nunca me gustó" que se le pelearan, "nunca lo pude creer". Sin embargo, ante la pregunta de Burlando, aseguró que no vio ningún golpe que le hayan dado a Fernando, pero dijo que "sintió vergüenza" al verlos entrar en una nueva pelea. Luego, afirmó que si se peleaban en Zárate "podía irse a su casa", en Villa Gesell, "no".

Sobre el momento posterior al crimen, "No los encuentro, ellos me encuentran llegando a la esquina, que luego los detiene la Policía en un supermercado... Yo iba caminando, los detuvo la Policía y como yo no había participado, seguí caminando. Seguía sin creer lo que estaba pasando, seguía enojado entonces no vi muchos".

"¿Escuchaste algún festejo posterior al asesinato de Fernando?", preguntó Burlando.

"No, iba como en la mía tratando de procesar todos esto, que se habían peleado. Yo ya había hablado con mi mamá y mi novia", respondió.

"¿Estás enemistado con ellos?", siguió el abogado.

"No sé si enemistado, pero intenté cortar todo tipo de relación. Pude hacerlo cuando salí" del penal de Dolores, respondió. "No con todos tenía una amistad íntima. Tenia mas amistad con Ciro y Luciano Pertossi", siguió. De Máximo Thomsen dijo que jugaban juntos al rugby y que algunas veces, "nos juntábamos en alguna juntada. A Blas Cinalli lo conozco por lo mismo y porque iba a la misma escuela".

Tras estas palabras, se proyecta un video en la sala, imágenes de la Avenida 3 de Villa Gesell, donde se ubica Le Brique. Guarino es invitado a señalar en la pantalla con un puntero ante preguntas de Burlando. Señala el lugar donde podría haber ocurrido la pelea "Supongo que fue acá", apuntó.

Y luego explica: "Luciano cruza la calle y acá adentro -señala el restaurant Cipriany- hay unos bancos con unas meses y lo siento. Estaba exaltado porque se había peleado. No recuerdo cómo estaba vestido".

Guarino marca a sus ex amigos en un video clave de la causa:

Se proyecta en la sala el video que involucra en la pelea a Luciano Pertossi.

En la secuencia, el testigo identifica a Lucas Pertossi: "Recién vimos que estaba vestido así", dijo y lo señaló. "Ese parece Blas", agregó. "A Luciano no lo veo", dijo. "Por el porte y la camisa, parece Enzo Comelli", marcó también. "No veo bien, pero este parece que tenía colita, como Mati Benicelli", siguió.

Al verlo, los rugbiers -todos ellos sin barbijo- conversan entre ellos. Enzo Comelli habla con Luciano Pertossi, a quien tiene al lado. Miran fijo a Guarino, con gestos atentos. Mientras, Marcial y Francisco Thomsen, padre y hermano de Máximo, miran al piso.

Hugo Tomei pide preguntar y le consulta si tiene mas certezas sobre Blas Cinalli. Guarino no responde.

El fiscal Juan Dávila tomó la palabra. Le preguntó si se ubica a él mismo en la escena, algo que negó. Tampoco pudo distinguir a Máximo Thomsen y a Ciro Pertossi.

En un momento, Guarino se detuvo. "No quiero ver más, perdón", pidió al Tribunal N°1.

Burlando vuelve a tomar la palabra y le pide que marque la conducta de Luciano Pertossi en la secuencia.

Guarino, que antes dijo que no lo había visto, responde: "¿Puede ser que se va? Está siguiendo a otros".

"No, no hace eso", dice Burlando.

La jueza Claudia Castro le dice a Burlando que no direccione las respuestas y le pregunta a Guarino si está prestando atención al video "porque veo que a veces bajás la vista". Guarino vuelve a mirar la secuencia y dice sobre Luciano: "Primero parece que se agacha, se levanta y después lo pierdo".

Tomei repregunta por Luciano Pertossi: "Parece la vestimenta", responde Guarino.

Burlando interviene nuevamente y le pide que se ubique en el video (el más conocido de la pelea)

Guarino dice que está a la izquierda y que escuchaba gritos. Cuando estoy con Luciano escucho gritos, no sé, de que estaban peleando de que habían pasado algo. Después señala con puntero: "Se ve la chomba de Ciro Pertossi. Ahí Máximo Thomsen y este parece Ayrton Viollaz", dijo. "La camisa parece Enzo Comelli y por la vestimenta también Luciano", agregó.

Fuente: Infobae