Nacionales

Tragedias en las rutas: los cantantes de cumbia que sufrieron accidentes fatales

Varias figuras de la movida tropical murieron mientras viajaban para dar algún show. Gilda, Rodrigo y Pablo Ravassollo son algunos de los cantantes que murieron en el camino.

GRUPOS-MUSICALES
GRUPOS-MUSICALES

27-07-2019

Muchos cantantes de la movida tropical sueñan con ser exitosos y trabajan duro para lograrlo. Cuando logran su objetivo, disfrutan de la popularidad, de la fama, de ganar dinero. Llenan boliches, estadios y teatros todos los fines de semana.

Las tragedias en las rutas son bastante usuales en el ambiente de la cumbia. El sábado 20 de julio a la madrugada, Rubén Darío Castiñeiras (44), más conocido como El Pepo, sufrió un accidente mientras manejaba su camioneta Honda CRV blanca por el kilómetro 8,5 de la ruta provincial 63, a la altura de la localidad bonaerense de Dolores. Debían realizar dos shows en San Bernardo y Villa Gesell.

Romina Candia (bailarina), Ignacio Abosaleh (asistente y amigo del artista) y Nicolás Carabajal (trompetista de la banda) también viajaban en el vehículo. Como consecuencia del siniestro, los dos hombres murieron. Mientras que el cantante y la bailarina fueron internados de urgencia con lesiones en el hospital San Roque.

El Pepo fue imputado por los delitos de doble homicidio culposo agravado y lesiones graves culposas. Además, dispusieron la prisión preventiva para el músico que ya estuvo en la cárcel de Ezeiza hace unos años. En la causa que lleva adelante el fiscal Diego Bensi, su situación procesal es complicada ya que Candais declaró que debieron vodka dentro de la camioneta.

CANTANTES QUE EN SU MEJOR MOMENTO DE POPULARIDAD, PERDIERON LA VIDA

La primera gran tragedia en la movida tropical tuvo como víctima a la cantante Gilda. En pleno auge de su carrera, Miriam Alejandra Bianchi perdió la vida a los 34 años en un accidente automovilístico cuando se dirigía a la localidad entrerriana de Chajarí para realizar una presentación el 7 de septiembre de 1996.

Rodrigo Bueno fue otro caso emblemático de fatalidad en una ruta: falleció a los 27 años el 24 de junio del 2000. En ese momento, disfrutaba de una gran popularidad y estaba en el mejor momento de su carrera. El accidente ocurrió mientras manejaba su camioneta Ford Explorer roja, entre los kilómetros 24 y 25 de la Autopista La Plata - Buenos Ares, a la altura de Ezpeleta.

Pablo Ravassollo, líder de Trulalá, también perdió la vida en un accidente el 25 de febrero de 2006. El intérprete había ingresado al popular conjunto de cuarteto en 2002, en reemplazo de Cristian Abel Amato. Un año más tarde, el grupo lanzó el disco "Con toda la fuerza". El primer hit del cantante con la banda fue "Hay algo en ella".

El artista murió a los 22 años como consecuencia de un choque frontal entre dos vehículos en la ruta provincial 5, cerca de la ciudad de la localidad de Alta Gracia. Además falleció Nestor Heredia, quien ayudaba en la banda con temas administrativos. Ellos se dirigían hacia Santa Rosa de Calamuchita para brindar un recital.

Una de las desgracias más impactantes ocurrió el 12 de mayo de 2007, cuando el Grupo Néctar realizó un show en El Mágico, un boliche de cumbia ubicado en Liniers. Esa fue la última presentación de la banda peruana que estaba pasando por un momento exitoso. La combi Mercedes-Benz en la que viajaban colisionó contra un vehículo en la autopista 25 de Mayo, a la altura de la calle Alberdi, del barrio de San Cristóbal. Luego de atravesar el guardarrail, el minibus cayó desde casi seis metros al vacío y explotó. Todas las víctimas fallecieron carbonizadas.

Temas relacionados Nacionales Principal